miércoles, 9 de abril de 2014

Sigo tejiendo grannys

Hola a todos.

Por fin me he puesto al día, creo, porque los lunes, Isabel Ciudad vuelve a publicar aquí su granny semanal. A continuación os los enseño.

Hasta pronto.

Granny nº 36 Toledo 

 Granny nº 37 Almería

 Granny nº 38 Almendralejo

Granny nº 39 Mallorca

martes, 8 de abril de 2014

Continuación de la manta de bebé azul

Hola a todos.

Ayer os enseñé la manta de bebé pero no os expliqué cómo la tejí. Os cuento.

He utilizado 200 gr. (4 ovillos de 50 gr.) de lana Promo Fin de Katia, en color azul (0609) y la he tejido con agujas del número 4.

Montar 126 puntos a punto de musgo. A 4,5 cm. continuar con un punto calado que os explico más abajo y la siguiente disposición en vertical:

    11 puntos a punto de musgo + 104 puntos a punto calado + 11 puntos a punto de musgo

A 70,5 cm. trabajar todos los puntos a punto de musgo. A 75 cm. cerrar rectos todos los puntos.

1ª v.: *H + 1 punto sin hacer, 1 punto Derecho, montar el p. sin hacer*
         Repetir de * a *
3ª v.: *2pjD + H*.
         Repetir de * a *
5ª v.:  *H + 1 punto sin hacer, 1 punto Derecho, montar el p. sin hacer*
         Repetir de * a *
7ª v.: *2pjD + H + 2pjD + H + 6pD*
          Repetir de * a *
9ª v.: *H + 1 p. sin hacer, 1 pD, montar el p. sin hacer + 6pD*
         Repetir de * a *
11ª v.: Igual que la 7ª v.
13ª v.: Igual que la 9ª v.
15ª v.: Igual que la 7ª v.

Seguir repitiendo la secuencia de la 1ª v. a la 15ª v.

Las vueltas pares se trabajan los puntos del revés.

Y de este modo os queda este precioso dibujo. Tener en cuenta que en la foto el punto de musgo no está derecho (lo siento, no me di cuenta y ya no le puedo echar otra fotografía).



lunes, 7 de abril de 2014

Manta de bebé color azul

Hola a todos.
 
Por fin he entregado esta preciosa manta de bebé color azul que tejí con mucho gusto. Es para Pedro, el primer hijo de Loreto, la profesora de música de mi hija. Esperamos que disfrute mucho de ella.
 
Os muestro la manta terminada, la manta en el proceso de bloqueo y, por último, envuelta en papel de regalo lista para entregar. 
 
Me encanta cómo ha quedado con su lazo y, la caja, es una maravilla, en cuanto la vi me enamoré de ella. 
 
Hasta pronto.

 
























miércoles, 2 de abril de 2014

Lectura: "La librería de las nuevas oportunidades" de Anjali Banerjee.


 

SINOPSIS.- Jasmine Mistry es una ejecutiva de origen hindú que se encuentra perdida debido a su reciente divorcio. Recibe la petición de su tía Ruma de que cuide de su librería en la isla de Shelter mientras se ausenta para arreglar su cansado corazón. Jasmine se reencontrará con la vieja casa victoriana, oscura y polvorienta que fue su lugar preferido cuando era pequeña. Esta casa tiene vida propia y alberga un mundo de fantasía que había olvidado. Como mujer moderna que es y, profundamente influida por las nuevas tecnologías, se resiste a que en la librería no haya sitio para los títulos actuales. Sin embargo, Jasmine aprenderá a ser paciente, a escuchar a los clientes y a saber qué libro busca y necesita cada uno de ellos. En definitiva, el argumento de este libro gira en torno al amor a los libros y a la literatura y un homenaje a los escritores clásicos y a los libreros que son quienes difunden la cultura.


AUTORA.- Anjali Banerjee nació en India pero se crió en Canadá. Su pasión por la literatura viene de lejos ya que su abuela era una conocida novelista. A los siete años ya escribió su primer cuento. Ha publicado cinco novelas para niños y tres para el público adulto.

 
ESTILO.- He podido apreciar distintos aspectos en este libro:

-      El libro está narrado en primera persona, a través de la protagonista, Jasmine, que es quien cuenta la historia.

-      El origen hindú de la autora del libro lo traslada hacia la protagonista y su familia. Las costumbres hindúes las podemos apreciar cuando hablan del blanco como el color del luto en el traje de novia occidental, en las bodas bengalíes de casarse con un sari rojo la mujer y en el acento bengalí que Jasmine ya no posee.

-      Los personajes secundarios están poco trabajados, sus historias quedan en el aire, sin ahondar en ellas, así como las tramas que se suceden a partir de estos personajes. Los más trabajados, aunque no demasiado, son su tía Ruma y Tony, que también trabaja en la biblioteca.

-      Vamos a encontrar muchos diálogos, lo que le da ritmo y rapidez a la narración y a la lectura pero que nos recuerda el guión de una película. La lectura es fácil y sencilla, la historia es entretenida pero carente de toda emoción porque todo es previsible y no hay sorpresas en su desarrollo y desenlace. Y si a esto añadimos el toque romántico que envuelve la historia, el libro me ha desencantado bastante. Ciertamente me esperaba una temática más trabajada, más densa.

-      De nuevo encontramos en este libro el concepto de metaliteratura donde son los libros y la literatura los verdaderos protagonistas, así como sus autores: Jane Austen, Rudyard Kipling, Edgar Alan Poe, Shakespeare, Emily Dickinson, Wordsworth, Beatrix Potter, Charles Dickens.

APRECIACIÓN PERSONAL.- El gran interés con el que he comenzado esta lectura y la escasa profundidad literaria que en realidad he encontrado en este libro, me ha hecho plantearme leer libros con más envergadura literaria. Este tipo de libros que prometen mucho y que al final resultan livianos en todos sus aspectos estilísticos y narrativos, consiguen que me aferre, cada vez más, a los clásicos universales que tanto me gustan: Elizabeth Gaskell, George Eliot, Alejandro Dumas, Fiódor Dostoievski, Víctor Hugo. Incluso vuelvo a querer leer a nuestros ilustres escritores que tengo un poco abandonados como Pío Baroja, García Lorca, Azorín, Torrente Ballester, Benito Pérez Galdós, Vicente Blasco Ibáñez.
 
Recomiendo este libro si el lector dispone de poco tiempo aunque no tenga la cabeza muy despejada porque no hace falta estar muy concentrado. Sin embargo, el lector es sabio y debe decidir por sí mismo.

martes, 1 de abril de 2014

Nuevos grannys de DeHilos

Hola a todos.

Os enseño tres grannys que he tejido del proyecto que Isabel Ciudad propuso en DeHilos.

 
 
Granny nº 33. Vicorto.

Granny nº 34. Huelva.

Granny nº 35. Sevilla.

lunes, 31 de marzo de 2014

Estrella de ocho puntas

Hola a todos.

Ya tengo terminado el primer bloque del curso de patchwork y está listo para acolcharlo. Le he cosido, para enmarcarlo, dos tiras horizontales y dos verticales que hay que coser por ese orden. Está dispuesto el sándwich y cosidas las tres capas para que no se muevan a la hora de acolcharlo. Manos a la obra que esto es lo que más tiempo necesita.

Creo que este bloque va destinado a convertirse en un cojín para la habitación de mi hija que le encanta el rosa.
 
Hasta pronto.


domingo, 30 de marzo de 2014

Sunbonnet Sue y Overall Bill

Hola a todos.

Hoy os quiero enseñar otra técnica de patchwork. Se trata de trabajar un bloque montando los diferentes elementos de una plantilla. Se pegan sobre una fliselina de doble cara con una plancha (un gorro, un corazón, una cara, un pantalón, etc.) y después sobre la tela de base. La elección de las telas es muy importante para que contrasten adecuadamente. He de ser sincera y diré que temía agobiarme a la hora de elegir las telas a emplear, sin embargo, las seleccioné en un tiempo mínimo. Lo tuve claro en cuanto las vi e identifiqué qué sería cada una de ellas.

Ahora solamente me queda coser las piezas a punto de festón separado y ponerle a Sunbonnet una puntillita en su vestido.
 
Hasta pronto.

sábado, 29 de marzo de 2014

"El jardín de la abuela" en patchwork

Hola a todos.

Siento mucho no poder publicar tan a menudo como quisiera, sin embargo, por el bien mío y de mi familia me he prometido a mí misma hacer lo que pueda y ya está. Disfrutar de lo que hago en cada momento y dejar el estrés a un lado.
 
Hoy quiero enseñaros lo que he hecho en el curso al que estoy asistiendo de patchwork. Esta técnica, "El jardín de la abuela" consiste en coser hexágonos formando esta figura tan bonita y, claro está, combinando telas de diferente color para que contrasten. Para mí no ha sido difícil y me ha gustado. Todavía no sé en lo que se convertirá pero sé que lo repetiré en proyectos que tengo en mente para regalar.
 
Son ya siete años al menos los que estoy recopilando utensilios de patchwork así como libros y revistas y, en igual medida si cabe, mucho miedo para afrontar yo sola las distintas técnicas y patrones. La verdad es que una persona que sepa y entienda es muy útil a la hora de un proyecto difícil. Y es que al principio todo parece difícil. El curso me ha hecho darme cuenta de que al menos hay que intentarlo. Lo cierto es que estoy muy contenta con los resultados que obteniendo.
 
Hasta pronto.

 

lunes, 17 de marzo de 2014

Lectura: "La Sociedad Literaria y el pastel de piel de patata de Guernsey" de Mary Ann Shaffer y Annie Barrows



 
Sinopsis.- Juliet Ashton es una periodista de treinta y dos años que vive en el Londres de 1946. Son los años posteriores a la Segunda Guerra Mundial y el país todavía sigue desolado, en ruinas, y el racionamiento en la comida es patente. Durante la guerra ha escrito una columna semanal de humor en el Spectator, “Izzy Bickerstaff va a la guerra”. Ahora quiere escribir algo serio pero no encuentra un argumento apropiado para su libro. Recibe una carta de Dawsey Adams, un habitante de la isla de Guernsey, pues posee un libro de Charles Lamb que en su día perteneció a Juliet. Comienzan entonces a comunicarse por correspondencia y Adams le cuenta que es miembro de “La Sociedad Literaria y el pastel de piel de patata de Guernsey”. Este hecho despierta la curiosidad de Juliet y mantienen esta correspondencia extendiéndola a otros miembros fundadores de la Sociedad Literaria, todos ellos personajes peculiares que se adentraron en el mundo de los libros y de la literatura durante la ocupación nazi en la isla.
 

La historia que trata el libro pretende ser positiva ya que las historias trágicas de todos los personajes están presentes en las cartas y se muestran como parte de la historia personal de cada uno de ellos sin ahondar en los horrores, con el fin de intentar superarlos para seguir viviendo. Y el nexo de unión entre todos los personajes y su deseo de vivir es la literatura, el amor por los libros, aunque a algunos de los miembros de la Sociedad no les guste al principio. La creación de esta Sociedad, producto del toque de queda durante la ocupación nazi de la isla, les ayudó a sobrellevarla y, a la vez, a conocerse mejor entre ellos y a establecer vínculos de amistad y compañerismo que se extienden más allá del término de la guerra.
 

La guerra y la literatura son el hilo conductor de esta historia. La ocupación alemana en las Islas del Canal se produjo en el año 1941. Los nazis prohibieron que los habitantes de las islas tuvieran cualquier contacto, noticia o comunicación con el exterior. Además, fortificaron las islas para que Inglaterra nunca las recuperara, con búnkers y baterías, alambradas y muros antitanques por toda la playa y depósitos de armas y bombas. Todo esto fue construido por miles de trabajadores esclavos Todt que fueron objeto del llamado plan “Muerte por agotamiento” de Eichmann que los hacía trabajar duro, no les daban de comer, los dejaban morir y eran reemplazados por otros prisioneros de los países ocupados de Europa.
 

Autoras.- Mary Ann Shaffer nació en Martinsburg, Virginia Occidental (1934-2008). Compaginó su amor por la literatura con su oficio de bibliotecaria, dependiente de librería y editora. Un viaje a la isla de Guernsey en el Canal de la Mancha en 1976 la obligó a esperar en el aeropuerto durante horas por causa de la niebla, lo que le permitió leer “Jersey under the jackboot” de Reginald Maughan, sobre la ocupación alemana durante la Segunda Guerra Mundial. Esto le sirvió de inspiración para esta su única novela que no pudo ver publicada y que fue acabada por su sobrina Annie Barrows, también escritora.
 

Este libro me ha abierto la curiosidad para conocer más cosas sobre las Islas del Canal también conocidas como islas Anglonormandas, y que eran desconocidas para mí. Se trata de un grupo de islas situadas al oeste de la península francesa de Cotentin, en Normandía. Son Dependencias de la Corona Británica y administrativamente están divididas en dos bailiazgos: Jersey (capital, Saint Helier) y Guernsey (capital, Saint Peter Port).

Las Dependencias de la Corona Británica son territorios semiindependientes que se encuentran bajo la soberanía del Monarca del Reino Unido pero no pertenecen a Gran Bretaña ni a la Unión Europea. Los idiomas oficiales son el francés (dialecto normando) y el inglés que es el predominante.

Forman parte del ducado de Normandía desde el siglo X, y la reina Isabel II es a menudo saludada como Duquesa de Normandía. Sin embargo, siguiendo el Tratado de París (1259) y la Ley Sálica, técnicamente ella no es duquesa sino que gobierna en su lugar en su derecho como reina de Inglaterra. Ninguno de los bailiazgos está representado en el parlamento británico, aunque cada uno posee su propio parlamento, que puede solicitar que las leyes de aquél sean aplicadas a uno o a ambos bailiazgos, por Orden del Consejo, tras consulta local. Los gobiernos isleños son responsables ante la reina en el Consejo.
 

Sus ciudadanos tienen pasaporte británico, el cual porta la leyenda “British Islands, Bailiwick of Jersey” o “British Islands, Bailiwick of Guernsey”, en lugar de “United Kingdon”. Podría decirse que éstas son islas británicas (por sus lazos políticos) aunque geográficamente no compongan el archipiélago de las Islas Británicas. Ambos bailiazgos son miembros del Consejo Británico-Irlandés.
 

El turismo es la fuente principal de ingresos de las islas más pequeñas, junto a la agricultura. Jersey y Guernsey tienen, desde los años 1960, una importante banca y ambas poseen, según la OCDE, la consideración de paraíso fiscal. Ambos bailiazgos emiten cada uno sus propios billetes y monedas y poseen un servicio postal independiente que emite sus propios sellos. Ambas monedas circulan libremente en los dos bailiazgos junto con las monedas del Reino Unido, así como los billetes del Banco de Inglaterra y de Escocia. Solamente los sellos postales pueden ser utilizados en sus respectivos bailiazgos. Cada isla posee su bandera, no existiendo otra que las una como Islas del Canal.
 

Estilismo.- Desde el punto de vista estilístico, el lenguaje empleado es muy sencillo y a la vez interesante, agradable. El argumento está perfectamente hilado y consigue que el lector esté interesado en su lectura. Sin embargo, el único defecto que consigo encontrarle es la monotonía a lo largo de la lectura de todas las cartas. Me explico. La correspondencia se establece entre muchos personajes, y el estilo de todas las cartas es el mismo, no se percibe diferencia narrativa entre unas y otras.

En el libro se hacen continuas referencias a otros libros y autores como “Cumbres borrascosas” de Emily Brontë, “Los papeles póstumos del Club Pickwick” de Charles Dickens y muchos más, es decir, se pone de manifiesto el concepto de metaliteratura, la literatura que habla sobre la propia literatura. Y es que en este libro, además de tener una trama principal, se reflexiona sobre el acto de leer y escribir.
 

Apreciación personal.- Compré el libro atraída por el argumento relacionado con la literatura y los libros que tanto me gustan. Lo que no sabía era que el género epistolar es el que se desarrolla en el libro aunque esto, para nada signifique que me disguste. Muy al contrario, el libro es muy ameno y ágil en su lectura. Ya desde el comienzo me recordó a otro libro del mismo género que en su día también me encantó, “84, Charin Cross Road” de Helene Hanff. La diferencia entre estos dos libros es muy importante. En este libro, Helene Hanff y Frank Doel, el librero inglés, no llegarán a verse nunca. En cambio, en el libro que nos ocupa ahora, Juliet Ashton y Dawsey Adams se conocerán y establecerán una relación muy importante para el desarrollo de sus vidas. Recomiendo este libro por muchos motivos: por tratarse de una historia sencilla y bonita, por la excelente calidad humana de los personajes y por el trasfondo literario que enmarca toda el libro.
 

Curiosidades.- Juliet Ashton lleva el apelllido del chal que estoy empezando a tejer a tricot, qué coincidencia. A Juliet, nuestra protagonista, también le gusta tejer. Cuando se entera de que su amiga Sophie está de nuevo embarazada comienza a tejer una chaquetita y un gorrito de lana en color rosa ya que desea que sea niña. Otra curiosidad que no me ha pasado desapercibida es la rapidez y eficacia del servicio de correos de la época entre Inglaterra y Guernsey, ya que las cartas llegan al día siguiente de ser escritas. Desconozco si la autora pretendió con esto realzar al Servicio de Correos o quiso darle a la historia mayor rapidez en el tiempo.